Los 7 Chakras – Chakras Inferiores

¿Qué relación hay entre la energía y nuestra salud? El estado de nuestro cuerpo físico es la consecuencia de una gran cantidad de información y procesos que se van acumulando con el paso de los años, hasta almacenarse en nuestros centros energéticos, eso que solemos denominar Chakras.

Si los Chakras se encuentran abiertos y resplandecientes, pueden proporcionar la energía que necesitan los diferentes cuerpos sutiles así como el cuerpo físico, a fin de recobrar o mantener un perfecto estado de salud. Mira estos Chakras como extensos campos de pensamiento relacionados e interrelacionados colectivamente, como grandes ciudades, y mira la conciencia como el viajero a través de estos Chakras.

Una acumulación de pensamientos negativos puede llegar a atascar, e incluso bloquear, el buen funcionamiento de un Chakra. El hecho de encadenar vivencias negativas, puede contaminar uno o varios Chakras, y llegar a provocar diversas enfermedades en todo el organismo. En general, se suelen distinguir siete Chakras principales, que están alineados en la columna vertebral, cada uno con su correspondiente cualidad, estructura, forma , sonido y color específicos. Se complementan entre ellos; no funcionan por separado unos de otros. Cuando los Chakras están cerrados, la fuerza vital se bloquea, los antiguos esquemas mentales resurgen y nos estancamos. La vida pasa a ser una obligación. Por el contrario, cuando permanecen abiertos, el espíritu puede manifestarse mejor en la materia, el tiempo y el espacio.

Si quieres entender la psique humana, cómo se manifiesta, cómo se comportan las personas, la naturaleza progresiva del ser humano, comprender intuitivamente a las otras personas, debes conocer sobre los Chakras. Hoy hablaré del Triángulo Inferior, de los 3 Chakras inferiores, la energía terrenal que fluye en nosotros.

Sin título

1º Chakra – Muladhara

Muladhara es el primer Chakra. Situado en la base de la columna,  actúa como cimiento para todos los demás Chakras, está relacionado con el mundo físico y nuestras necesidades terrenales básicas de supervivencia y existencia. El primer Chakra es también el campo de los hábitos, el lugar del comportamiento automático. Es un recipiente de los patrones instintivos más profundos que usamos para sobrevivir.

El primer chakra está asociado con la eliminación, aplicado a lo físico, mental y emocional. Los pensamientos obsesivos, la tristeza que no se va, la depresión por carencia de sentimientos, necesitan la fuerza del primer Chakra. La habilidad para crear y actuar a partir de hábitos regulares es en gran parte una función terrenal de este Chakra. Cuando el primer Chakra funciona perfectamente y está bien integrado con los otros Chakras, te proporciona ciertas habilidades. Eres seguro, estable, constante, positivamente inquieto y leal. Ejerces un sentido de autosuficiencia que deriva de la extinción de tu mente negativa. Te será más fácil vivir en el momento presente y conectar con lo que sucede a tu alrededor. También disfrutarás de un sistema inmune y unos huesos fuertes y notarás que tus necesidades terrenales, están satisfechas.

Pero la energía del primer Chakra puede estar desequilibrada. Cuando es por exceso de energía, uno tiende a sentirse estancado en la vida; a acumular cosas innecesarias y ser tacaño; a obsesionarse con la seguridad física; a encerrarse en la rutina y temer a las nuevas experiencias o a sufrir de estreñimiento o depresión. Si es por deficiencia de energía, se puede carecer de disciplina y buscar el cambio constante; no tener capacidad para comprometerse en las relaciones o adelgazar excesivamente y sin razón. El primer Chakra libera la frustración, bloqueos, activa tu seguridad, y permite el placer físico.

ELEMENTO: Tierra

COLOR: Rojo (470 Hz)

MANTRA: LAM

2º Chakra – Svadhisthana

Svadhisthana es el segundo Chakra. Situado en la zona del sacro y parte baja del abdomen, está relacionado con nuestros instintos creativos e impulsos sexuales. Se asocia con la luna, las emociones y la capacidad de aceptación y adaptación a los cambios. Alguien dominado por la visión del segundo Chakra ve el mundo en función de sus sensaciones, de sus deseos, sus impulsos, y busca satisfacer sus pasiones. A diferencia del primer Chakra, cuya visión del mundo es singular, segura, aislada, el segundo Chakra requiere de los otros. La sexualidad del segundo Chakra no es la auto estimulación, sino la estimulación que experimenta en relación con los otros.

Desde el punto de vista del Yoga, las experiencias del segundo Chakra dan una mínima muestra de lo que es la unión, el ir más allá del ser aislado y disolverse con, a través de y en el otro. El olvido momentáneo que ocurre en el éxtasis, en el punto culminante de la relación sexual. La estimulación del segundo Chakra es la forma más común de estimulación en nuestra sociedad. Se dice que todo se puede vender si le aumentas el sexo y por eso los comerciales presentan cuerpos sensuales recargados en autos lujosos, o una persona seductora que prueba algún bocadillo…

Si su energía está equilibrada y fluye bien, sentirás que los eventos de tu vida transcurren con armonía y tienes capacidad para aceptar los cambios y adaptarte a ellos. También notarás que posees vitalidad, sensibilidad creativa y atractivo físico y sexual.

Pero la energía del segundo Chakra puede estar desequilibrada. Cuando es por exceso de energía, uno tiende a sentirse confuso en su sexualidad; a encontrar que nada en la vida es lo suficientemente bueno; a manipular a otros sexual o emocionalmente; adicción a la pornografía o el placer en general. Si es por deficiencia de energía, se puede ser una persona extremadamente introvertida y con tendencia a la depresión; carecer de flexibilidad física y poseer un carácter rígido; negarse al placer y sentir miedo ante el sexo; o temer a cualquier cambio y no poder tomar iniciativas. El segundo Chakra libera enojos, resentimientos, activa tu creatividad, permite fuerza creativa y placer al crear.

ELEMENTO: Agua

COLOR: Naranja (500 Hz)

MANTRA: VAM

3º Chakra – Manipura

Manipura es el tercer Chakra. Situado en la zona del plexo solar y parte alta del abdomen, está relacionado con nuestra fuerza de voluntad y la capacidad de llevar a cabo nuestros propósitos, el compromiso y el autoestima. A veces dices “Yo sé, pero no lo puedo explicar, es el sentir en mis agallas”. Es tu tercer Chakra. Ese sexto sentido. Manipura se asocia con la energía del sol y el fuego digestivo. Si su energía está equilibrada y fluye bien, podrás establecer límites adecuados en tus relaciones, poseerás fuerza de voluntad y conectarás y comprenderás tu propio poder personal. Pero la energía del tercer Chakra puede estar desequilibrada. Cuando hay un exceso de energía, uno tiende a ser demasiado individualista, rebelde o competitivo, a juzgar duramente a los demás y a caer en la intolerancia, irritabilidad, agresividad o en querer controlarlo todo. Si hay una deficiencia de energía, se puede carecer de iniciativa, entusiasmo o ambición. También sería fácil verse atrapado en la pasividad y sufrir de baja autoestima o de problemas digestivos. El tercer Chakra libera miedos, ansiedades, culpas, y activa tu determinación y compromiso, permite vigor, coraje y placer al obtener logros.

Equilibrando tu tercer Chakra no te sucederán cosas buenas. No te sucederán cosas malas. Más bien tú tendrás una respuesta para cada cosa buena y para cada cosa mala. El tercer Chakra es el aquí y el ahora. Mientras respiremos, vivamos y crezcamos, no hay nada que hacer, la vida es automática. Pero la parte que nos perdemos es ¿experimentamos la vida simultáneamente? No. Tenemos opiniones. Pero no sabemos si la otra persona está disfrutando la vida o no. Estamos a ciegas. La vida no tiene significado, por eso sustituimos las sensaciones con drama, trauma, problemas. Somos esclavos de nuestra mente porque este tercer Chakra no equilibra nuestra vida y empezamos a pensar ¿por qué? ¿Quieres vivir de la manera difícil, o de la manera fácil?
Respirar, vivir, tener sabiduría, experimentarte a ti mismo, todo simultáneamente y sin esfuerzo. Esto y más es posible si se tiene un 3º Chakra balanceado.

ELEMENTO: Fuego

COLOR: Amarillo (520 Hz)

Mantra: RAM

Este es el punto inicial de todo trabajo de crecimiento personal, a partir de un triangulo inferior equilibrado, se expande el potencial para poder explorar las áreas de vida consideradas más “espirituales” o más “trascendentes”. Cuando no llega el suficiente flujo energético al cuarto Chakra, proveniente de los Chakras inferiores, la energía es débil.

Es cuestión de trabajar todo a la vez, empezando por la parte inferior, para que el flujo llegue a los Chakras superiores donde, entonces sí, podemos hacer todo el trabajo espiritual o personal que queramos a voluntad.

chakras-precioso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s